Numerosos expertos concuerdan que protegerse los ojos, así como también las manos y la boca, puede retrasar la propagación del coronavirus. A continuación te mostraremos por qué es importante proteger tus ojos durante la pandemia de la enfermedad por COVID-19.

El Coronavirus puede propagarse a través de los ojos

El Coronavirus 2019 (COVID-19) es una nueva variante al Coronavirus que se conoce desde hace tiempo y que en este caso puede provocar enfermedad respiratoria severa. Los síntomas típicos incluyen fiebre, tos y dificultad respiratoria, los cuales pueden presentarse de 2 a 14 días luego de la exposición al virus. Las personas con infección severa pueden desarrollar neumonía atípica e incluso puede provocar la muerte.

Limitar la exposición ocular puede ayudar. Éste es el por qué:

  • Cuando una persona enferma habla o tose, las partículas de virus pueden espacirse desde la boca o la nariz de la persona infectada hacia la cara de otra persona.Lo más probable es que inhales estas gotitas por la boca o la nariz, pero también pueden entrar a través de los ojos.
  • Una persona también puede infectarse al tocar algo que tiene el virus, como una mesa o el picaporte de la puerta, y luego tocarse los ojos.

El Coronavirus puede provocar ojo rojo

Antes que nada aclaremos que si ves a una persona con ojo rojo no te alarmes. Existen numerosas situaciones que llevan al ojo rojo y esto no implica necesariamente que la persona esté infectada con Coronavirus. De hecho, según reportes médicos la conjuntivitis por Coronavirus se manifiesta entre el 1% a 3 % de los infectados por el virus. El virus puede diseminarse al tocar las secreciones oculares de personas infectadas, o tocando objetos que contengan dichas secreciones.

Seamos responsables con las consultas médicas durante la pandemia

Para mantener la salud y seguridad de toda la población, se sugiere tanto a oftalmólogos como otros médicos que no atiendan pacientes durante la pandemia por Coronavirus con excepción de pacientes que requieren atención de urgencias o emergencias. Esto es importante por dos razones:

  • Evitar el contacto entre médicos y pacientes es clave para ayudar a reducir la diseminación del virus
  • El sistema de salud debe conservar materiales médicos descartables (como barbijos, guantes y máscaras protectoras) para que puedan ser utilizados en hospitales donde se atienden pacientes con Coronavirus y son más necesitados en estos momentos.

Se recomienda reprogramar para más adelante a pacientes con consultas de rutina. Aquellas cirugías oftalmológicas que no sean de urgencias también pueden ser pospuestas. Una novedosa opción para estos casos es hacer uso de las Teleconsultas en oftalmología, una forma válida para consultar con tu oftalmólogo sin necesidad de exponerse al virus y así obtener recetas de gotas y demás.

Llame a su oftalmólogo para obtener orientación en las siguientes situaciones:

  • Si tienes degeneración macular o retinopatia diabética y se aplica inyecciones intravítreas regularmente;
  • Si nota cambios recientes en su visión (como visión borrosa o un punto negro en el centro de la visión);
  • Si nota moscas volantes o flashes de luces;
  • Si notó pérdida brusca de la visión;
  • Si tiene dolor ocular severo, ojo rojo, dolor de cabeza, náuseas y vómitos.

Espere ciertos cambios en la consulta médica oftalmológica durante la pandemia por Coronavirus

  • Se te puede pedir que esperes en lugares distintos a la sala de espera que usa regularmente, ya sea en otras áreas de la clínica o en los pasillos. Esto es para protegerte a vos, a los otros pacientes y al personal de la clínica de la diseminación de virus que puede darse en lugares llenos de gente;
  • La clínica limita la cantidad de gente que entra en el establecimiento. Evita asistir acompañado a la consulta salvo que sea una persona indispensable para vos, como en el caso de los menores de edad o para personas con capacidades motrices limitadas por ejemplo.
  • Tu médico usará protección especial durante la consulta como por ejemplo protección de sus ojos, boca y vía respiratoria, como así también protección en la lámpara de hendidura que es a través de lo que examina tus ojos.
  • Tu médico puede pedirte que esperes a hablar cuando estén acomodados a una cierta distancia entre ambos, respetando las normas de distanciamiento entre personas.
  • Se puede sugerir la consulta a través de Telemedicina, fundamentalmente para pacientes que no tengan urgencias, o aquellos que son considerados personas de riesgo. Luego de una evaluación preliminar vía internet, el médico puede decidir si se justifica que el paciente acuda a la institución para la consulta presencial.

Recomendaciones de los médicos oftalmólogos

  • Si presenta síntomas como fiebre, tos o dificultad para respirar, o ha estado en contacto con alguien con dichos síntomas, debe llamar a su médico y avisarles sobre ésta situación. Si su caso no es una emergencia entonces debe quedarse en su casa y puede optar por una consulta médica a través de Telemedicina.
  • Si acude a la institución con alguno de estos síntomas, se te pedirá que uses protección para tu nariz y boca, y se te separará del resto de los pacientes y del personal.
  • Si durante el examen necesita estornudar retírese de la lámpara de hendidura y hágalo sobre la parte interna del codo. Además, se te pedirá que laves tus manos con agua y jabón de forma inmediata.

La pandemia por Coronavirus COVID-19 está afectando a miles de personas en todo el mundo. Es trabajo y responsabilidad de todos nosotros, médicos y pacientes, cuidarnos los unos a los otros.

3 thoughts on “Coronavirus y los ojos

Deja un comentario